Cuento I : Gallismo, gallinismo y pollerismo

Había una vez en una colonia Ecoindustrial PostCapitalista llamada Calafou … un gallo llamado Alexander Berckman.

Alexander tenía un hermoso plumaje negro brillante, y en los días de lluvía su cresta y su papada lucían rojas, a revienta calderas, como el terciopelo de las butacas de un teatro en 1800.

Alexander Berckman estaba siempre atento a las gallinas y a los pollos, les buscaba un lugar donde pudieran comer, les explicaba los peligros que les acechaban, les buscaba el lugar más calentido para cobijarse, les decía donde podían lavarse sus plumitas y las protegía de los perros cuando las gallinitas se metían en el compost a comer uvas.

Ay! las uvas les encantaban a las gallinitas!

Mercedes Sosa era la única gallina superviviente de sus hermanas al ataque de un bisón americano, que apareció por detrás de la escuela y que mató a todos los pollos, sus hermanos y hermanas, cuando estaban a punto de llegar a la edad adulta, o en terminos de bisón americano, justo cuando estaban lo suficientemente gordos, como para ser una comida deliciosa.

Mercedes Sosa culpaba permanentemente de este hecho a Alexander Berckman, así que empezó a desobedecerle.

Como las gallinas son muy habladoras convenció a las demás gallinas para que fueran a comer a otros lugares y amplio el espacio por donde se podían mover las gallinas a todo Calafou, no solo donde les decía Alexander Berckman.

Una prima de Mercedes Sosa que vivía en Can Piella le explicó que ahora ya no obedecían más a los gallos, ahora se organizaban entre gallos y gallinas por igual ya que ambos eran parte muy imporante de la naturaleza y cumplían cada cual con su función biológica.

Mercedes Sosa se convenció de que debía tomar el mando, pues Alexander no había respondido correctamente a su función de protección, defensa y alerta de las gallinas cuando vino el bisón americano, además Mercedes Sosa pensaba que poner huevos y encubarlos, era mucho mas difícil que inspeccionar el terreno, siempre está el que abre la casa y el que la limpia, y esto había que revindicarlo pues las dos funciones eran importantes.

Mercedes Sosa se empeñó en que cada una de sus compañeras cantara, como lo hacía Alexander Berckman, total el gallo no cantaba desafinado pero sí a destiempo. Pero las gallinas no sabian cantar, a lo cual Mercedes Sosa les respondía que era su problema, pero se sentía frustada porque pensaba que eran tontas, sus compañeras gallinas eran realmente bobas.

También se empeñó en obligar a Alexander Berckman a poner huevos, esto le hacía sentirse mucho más fustrada porque Alexander no ponía los huevos ni tampoco los cuidaba.

Alexander, sinó sabes poner huevos: APRENDE!

Algunas gallinas estaban tan confundidas que no sabían si preferían el GALLISMOde Alexander Berckman o el GALLINISMO de Mercedes Sosa.

Ambos imponian su autoridad respecto del grupo, aunque tanto Alexander como Mercedes Sosa, pensaban que lo hacían lo mejor que podían y sin duda alguna ellos lo hacías porque alguien lo tenía que hacer, alguien tenía que mandar.

En esos mandatos ellos eran sin duda las primeras victimas.

Entre las discusiones de Mercedes Sosa y de Alexander Berckman y la pasividad de las gallinas que solo hacían que hablar y hablar con miedo a que una u otro les pillase infraganti criticando, los pollos y las pollas iban engordando.

Todos y todas las pollas sabían que no llegarían a la etapa adulta, pues el bisón americano estaba al acecho.

Los pollos y pollas del gallinero de arriba y los pollos y pollas del gallinero de abajo tenían la misma proporción tanto de sexo como tanto de color, más de la mitad negro, tres o cuatro rubios y uno o una blanca.

Crecer sin expectativas de ser una gallo o una gallina, les hizo organizarse colectivamente y crear el POLLINISMO. Probablemente aquello que les había contado la gallina prima de Can Piella, era también un pollinismo, diferente al pollinismo de Calafou, los pollinismos podían ser entre ellos bien distintos, pero ambos tenían en común que la estructura era no jerárquica ni autoritaria.

REFLEXIÓN I:

Clase de Feminismo 0

Hablar de feminismo desde la dicotomía, machismo versus feminismo, no es solo un error, sino que resulta ofensivo.

El machismo es la estructura civil que ha sustentado el capitalismo, el hombre que manda en la fábrica, el hombre que manda en la iglesia, aquel que ejerce poder, el capitalismo nos oprime a todas por igual , el hombre pertenece a sus fábricas, a su Seat, en Martorell, y los cuerpos de las mujeres a sus hombres. Una estructura jerárquica, donde se ejerce una autoridad, si fuera una mujer quien lo realizase, algo que solo podría suceder teóricamente, pues a la práctica el patriarcado va como la sangre en las venas inyectada, el término adecuado a utilizar sería Hembrista, lo contrario de Machista.

El feminismo nace como una respuesta contraria a una estructura jerárquica, donde todas y todos participan de la misma manera, existen 27 tipos distintos de feminismos, y el Masculinismo si fuera escrito tambien debería ser contemplado dentro de un feminismo. Existe un vacío en esa parte de trabajo para construir una historia entre todas.

Volver a cuestionar el feminismo sin conocer su significado resulta hiriente, sinó hubiera sido por todas esas mujeres que lucharon para tener voto, para asistir a las escuela, para poder vivir sin estar casadas, para que los hombre pudieran cuidar niños y entrar en las cocinas, para tener sexo con quien quisiera, todas ellas y ellos, eran feministas, sin duda, no eran otra cosa.

Intentar ir de avanzados, y considerar que los géneros ya estan superados, por mucho que uno individualmente ya este allí, negar el feminismo aún cuando exista una práctica feminista individual es negar la evidencia, es seguir invisivilizando los cuidados, no es solo cobrar menos por ser mujer, ni que nos prohiban el aborto, ni que nos traten peor que a nuestros hermanos, es seguir sosteniendo estructuras jerárquicas y patriarcales, donde las clases bajas no llegan a fin de mes, ni tienen acceso a la sanidad ni a la educación, es seguir sosteniendo una policia represora al servicio de hombres machistas y mujeres machistas.

Por favor, compañeros y compañeras asentemos unas bases que ya compartimos y no neguemos la importancia que tiene.

Deja un comentario